Crianza, crecimiento, producción y declive de las gallinas ponedoras.

Las futuras gallinas ponedoras.

Desde que salen del cascaron comienzan los cuidados de las futuras gallinas ponedoras por lo tanto lo primero que debemos hacer es elegir la raza o linaje de las gallinas que vamos a criar, según la producción que queramos, si serán gallinas ponedoras caseras o si serán gallinas ponedoras masivas.

En las últimas décadas se ha logrado incrementar significativamente la producción de huevos, así como su calidad, estas mejoras se le atribuyen a la optimización a nivel de salubridad, avances en la preparación de los alimentos para aves de corral y sobre todo a las investigaciones genéticas.

Los laboratorios que se encargan de las investigaciones genéticas de las gallinas ponedoras han logrado mejorar el linaje, aumentando el potencial genético de las gallinas con la finalidad de obtener mayor producción de huevos y también mejorar la calidad de ellos. Mediante estos estudios se ha logrado aumentar la madurez sexual en las aves pudiendo así adelantar 1 o 2 días la etapa de puesta en una generación de pollas, lo que implica uno o dos días de producción adelantada.

Aviarios para cria-recria

Las gallinas ponedoras de corral o patio pueden tener más años de vida, esto se le atribuye que viven con menos stress y no han sido manipuladas genéticamente para ser productoras de huevos. Las gallinas ponedoras criollas o también llamadas gallinas ponedoras de corral por vivir con menos estrés, tener más espacios para correr y ejercitarse, pueden alcanzar hasta 10 o 12 años de vida, pero sólo ponen huevos de forma productiva durante los primeros dos o tres años de vida y realmente productiva unos 2 años.

Una gallina ponedora que ha sido manipulada genéticamente, solo para la postura de huevos, los años que tenga de vida realmente no importa, ya que estas gallinas tienen su mayor etapa de producción de huevos hasta llegar a los dos años de vida, a partir de ese momento las posturas disminuirán paulatinamente, por lo que ya no son productivas a nivel comercial, generalmente este tipo de gallinas ponedoras viven aproximadamente 5 años.

El siclo de vida de las gallinas ponedoras se puede dividir en tres etapas. A continuación las explicaremos. La primera etapa de las gallinas ponedoras es la cría que comienza desde la semana cero hasta la quinta semana de vida, esta etapa es lamas delicada, las pollas son sumamente vulnerables a contraer algún tipo de virus, causados por la falta de aseo, cambios climáticos, entre otros factores. Por ello al mismo día de salir del cascaron deben de recibir sus dos primeras vacunas, una contra de la enfermedad de New Castle y la otra contra la viruela aviar. Es importante saber que en durante las primeras dos horas de vida de las pollas no se deben de alimentar, solo se les dará agua.

VIDEO

Zucami, el desarrollo de la pollita.

Como obtener gallinas ponedoras rentables y alta producción.

También se debe de controlar la temperatura (etapa de calor) la humedad, deben de estar en un lugar seco y con suficiente luz, normalmente se utiliza luz artificial para garantizar que se encuentren a la temperatura adecuada, la primera semana la temperatura será de 33º C, bajando 3 º cada semana hasta la cuarta semana.

El despique.

Es proceso en el que se les corta el pico, se recomienda realizarlo el día 7 de vida, así lograrás reducir el stress y será más duradero, aunque suene cruel, este procedimiento es necesario, con ello se logra evitar el canibalismo, el desperdicio de alimento, se disminuye el picoteo de las plumas, los prolapsos y se regula el consumo uniforme de alimentos. Se recomienda alimentarlas con alimentos procesados (se consiguen fácilmente en el mercado) de iniciación – postura, estos productos contienen 19 % proteínas.

El Levante.

Esta etapa comienza el primer día de la novena semana de nacidas, hasta la semana dieciocho, consiste en atender con suma dedicación la alimentación y crecimiento de las pollas, se busca el desarrollo óseo y muscular, pero sin acumulación de grasas, por eso es tan importante elegir el alimento adecuado que consumirán las pollas, ya que el peso y la talla aumenta considerablemente, lo que nos garantizará que se están desarrollando de forma adecuada.

La hidratación como parte fundamental del desarrollo de las pollas, aunque es necesario durante toda su vida, en esta etapa es esencial, ya que, actúa como un regulador de la temperatura, bajando o subiendo la temperatura corporal según sea sus necesidades, actúa como conductor de desechos corporales.

El consumo de agua es proporcional a la cantidad de alimentos que consume, eso quiere decir que una polla necesitará el 70 % de agua en relación a los alimentos que ingiere. La falta o disminución del consumo adecuado de agua, incidirá directamente el desarrollo de las pollas. En esta etapa las pollas recibirán otras vacunas, dos para prevenir la enfermedad de New Castle) una de virus vivo y la otra de virus combinado) dos para evitar el cólera aviar y dos para prevenir la coriza aviar. En esta etapa el aumento de peso y talla es la parte esencial de las pollas, por lo que debemos estar atentos a su desarrollo y si es necesario aumentar las dosis de alimentos.

Son múltiples los alimentos procesados que se encuentran el mercado, pero los más recomendados son los alimentos ricos en proteínas, estos contienen el 15 % de las proteínas requeridas por las gallinas ponedoras. Estos alimentos también pueden estar combinados con polvo de yuca, polvo de cascara de ostras (proporciona gran cantidad de calcio y fortifica sus huesos) o polvo de plátanos.

Etapa de producción.

Esta dura entre los 12 y 14 meses de vida, en ella podremos ver los resultados buenos o malos de las etapas anteriores. Si es una gallina que ha tenido una buena alimentación, que se ha criado en lugares limpios, si humedad, con una vacunación adecuada, tendremos una buena producción de huevos y no solo en cantidad sino en calidad, estos huevos tendrán un buen tamaño y nuestras gallinas estarán fuertes y dinámicas. Las gallinas ponedoras comienzan a poner huevos a partir de los cinco o seis meses de edad, teniendo su mayor producción de huevos al alcanzar los dos años de vida, a partir de ese momento su producción disminuirá paulatinamente.

Fase de declive.

Después de un período de producción de huevos, las gallinas ponedoras entran en la fase de declive. La producción de huevos disminuye gradualmente a medida que las gallinas envejecen. Durante esta etapa, se pueden tomar decisiones sobre el retiro de las gallinas ponedoras de la producción comercial. Algunos agricultores optan por venderlas para su consumo, mientras que otros pueden destinarlas a otros usos, como la producción de carne.

Recomendado:

La Importancia de los Aviarios para Pollitas de Cría-Recría: Garantizando el Bienestar y el Éxito en la Industria Avícola.

  Galinsect: Innovación en la granja de insectos